En esta reforma en Cantabria se realizara un proyecto de rehabilitación integral del edificio                                   Este edificio tiene un canalón interior llamado pesebrón . Lo primero que hay que abordar es la impermeabilización del pesebrón con productos adecuados para tal efecto                                Los pesebrones del  edificio sufren un desgaste continuo, ya que el sol , el agua la humedad, viento, las palomas sobre todo sus heces corrosivas, hojas de arboles que también obstruyen  y da como resultado graves consecuencias para el edificio . Es por ello que lo primero que reparamos es el pesebrón.                                       Utilizaremos un impermeabilizante de ultima tecnología de nanotecnología . La nanotecnología comprende el estudio, diseño, creación, síntesis, manipulación y aplicación de materiales, aparatos y sistemas funcionales a través del control de la materia a nanoescala, y la explotación de fenómenos y propiedades de la materia a nanoescala. Cuando se manipula la materia a escala tan minúscula, presenta fenómenos y propiedades totalmente nuevas. Por lo tanto, los científicos utilizan la nanotecnología para crear materiales novedosos y poco costosos con propiedades únicas.         Los  impermeabilizantes como los morteros de dos componentes son la mejor opción por su gran eficacia y facilidad de aplicación. después de una larga experiencia en este sector hemos llegado  a esta conclusión . Son productos que se dan con rodillo y brocha  y al secarse forman una capa  flexible que permite un pequeño movimiento de la superficie con gran capacidad impermeabilizante.                                                                                Cuando la reforma de la evacuación del agua este solucionada el siguiente paso es la reforma del tejado formado por tégola amaricana. La tégola americana  es un sistema de impermeabilización para cubiertas inclinadas que impide la penetración de agua al edificio,  y queda atractiva en la cubierta . Primero hay que sanear la cubierta y dar una imprimación bituminosa .                                                                                                       Una vez reformada la cubierta nos podemos centrar en la reforma de la fachada para protegerla de las inclemencias del tiempo y quede estéticamente atractiva.